¿Por qué estornuda mi perro? – 7 razones principales

estornudo de perros

Como seres humanos, estamos acostumbrados a estornudar, durante la temporada de alergias, cuando estamos enfermos o si inhalamos algo que empeora nuestros senos nasales. Pero cuando su perro hace esto, puede preguntarse: “¿Por qué estornuda mi perro?”

Bueno, al igual que los humanos, los perros pueden estornudar por una variedad de razones, algunas de las cuales son inofensivas, mientras que otras pueden requerir la atención de un veterinario.

Hemos recopilado toda la información aquí para ayudarlo a comprender por qué su cachorro estornuda y cuándo debe buscar ayuda profesional.

Tipos de estornudos en perros

Primero, identifiquemos cómo estornuda un perro. Hay ocasiones en las que el estornudo de un perro parece muy parecido al de un humano. Otras veces, los dueños de perros pueden horrorizarse por el sonido repentino de una conmoción o asfixia, que probablemente sea un estornudo inverso.

La mayoría de las veces, un estornudo inverso no es motivo de preocupación en sí mismo. Puede ser simplemente el intento de su perro de eliminar un irritante o alérgeno de las vías respiratorias.

Para ayudar a su perro, ofrézcale un poco de aire fresco o sóplele suavemente la cara para animarlo a tragar.

Sin embargo, si los jadeos de su perro suenan más como cuernos, o si parecen tener problemas para respirar o muestran una decoloración azulada de las encías, consulte a su veterinario de inmediato, ya que esto puede ser un signo de un colapso traqueal.

Entonces, ¿por qué estornuda mi perro?

Ahora que sabe cómo identificar el estornudo de un perro, echemos un vistazo a algunas posibles razones por las que esto está sucediendo.

Estornudos durante el juego

¿Sabías que los perros estornudan durante el juego intenso para comunicar su juego a otros perros?

Básicamente, un estornudo durante una pelea tiene como objetivo disipar cualquier tensión durante la situación y hacerle saber al otro perro que tu perro está jugando y no está tratando de dañar seriamente a su compañero.

Si nota que su perro estornuda principalmente durante el juego, puede que solo sea su “estornudo de juego” y no hay nada de qué preocuparse.

De hecho, este comportamiento indica que tu perro se está divirtiendo, así que anímate y disfruta de los estornudos como un espectáculo extra para el juego de tu perro.

Obstrucción de la vía aerea

Si notas que tu perro estornuda repetidamente, se frota la nariz contra el suelo o le da patadas, o si notas algún sangrado por la nariz, es posible que haya un objeto atascado dentro.

El culpable más probable es una brizna de hierba, un cabello o cualquier otra partícula pequeña.

Una variedad de plantas conocidas como colas de zorro tienen rebabas que pueden alojarse en la nariz, la boca u otras cavidades del perro. Esto puede ocasionar graves daños que incluso pueden llegar a ser fatales para tu perro, por lo que es muy importante que tu cachorro sea evaluado por un veterinario lo antes posible para retirar cualquier objeto que quede atrapado.

Tu perro tiene alergias

Al igual que los humanos, el estornudo de un perro puede ser signo de una reacción alérgica. Esto puede deberse a un factor ambiental, como el polvo, el polen o la alergia alimentaria.

Si nota que su perro también tiene picazón o tiene secreción en los ojos y la nariz, una posible alergia puede ser la razón.

Si sospecha que su perro es alérgico, es importante discutir la situación con su veterinario para que pueda recomendarle cualquier tratamiento necesario.

Nuestro perro Toby sufre de alergias estacionales. Siempre sabemos cuando está agitado porque tiene la piel enrojecida e irritada, se le empiezan a lagrimear los ojos y, seguro, empieza a estornudar con frecuencia.

Al principio, no sabíamos lo que significaba todo. Después de consultar con nuestro veterinario, compartió que eran las alergias estacionales las que se manifestaban durante la primavera y el verano.

Para ayudar a Toby a sentirse mejor, le damos una pastilla de Benadryl y luego desaparecen los estornudos.

Tu perro tiene un resfriado o gripe

Desafortunadamente, nuestros perros no son inmunes al resfriado común y la gripe, que también pueden ser la causa de los estornudos de su cachorro.

En casos de resfriado o gripe, su perro también tendrá varios otros síntomas, como fatiga, fiebre, rinorrea o disminución del apetito.

La mayoría de los resfriados caninos desaparecen por sí solos, pero es importante que se comunique con su veterinario para descartar cualquier otra afección más grave que pueda necesitar un tratamiento especializado.

Pueden ser ácaros nasales

Los ácaros nasales son pequeñas plagas (de aproximadamente un milímetro de tamaño) que pueden infestar las fosas nasales de tu perro, causando una enorme incomodidad.

Si nota que su perro estornuda incontrolablemente, tiene dificultad para respirar y secreción o sangra por la nariz, estos pueden ser signos que indican una infección por ácaros.

Estos ácaros se pueden transferir fácilmente de un perro a otro durante el contacto cercano y son extremadamente incómodos para tu amigo peludo, por lo que es importante recibir tratamiento veterinario lo antes posible.

Infecciones bacterianas y micóticas.

Además de los ácaros, su perro también puede contraer infecciones bacterianas o fúngicas en la cavidad nasal que provocarán estornudos frecuentes.

Otro signo de que su perro tiene una infección es una secreción nasal espesa, hinchazón o pérdida de apetito. Si sospecha que su perro tiene una infección, llévelo al veterinario para recibir tratamiento de inmediato.

Tumores nasales

Si se han eliminado todos los demás factores y los estornudos de su perro persisten, esto puede ser una señal de que hay un tumor nasal.

Estos son muy raros y ocurren con mayor frecuencia en perros mayores de 8 años. Los estornudos debidos a un tumor nasal pueden comenzar con poca frecuencia, pero aumentan con el tiempo a medida que avanza el cáncer, lo que eventualmente conduce a sangrado de un lado de la nariz.

Obviamente, si sospecha que su perro tiene un tumor nasal, busque atención veterinaria inmediata.

Reflexiones finales: ¿Por qué estornuda mi perro?

Si se pregunta, “¿Por qué estornuda mi perro?” Esperamos que esta información ayude a arrojar algo de luz sobre el asunto.

La mayoría de las veces, estornudar es un comportamiento natural de los perros, así como de los humanos. Pero continuó, los estornudos excesivos deben ser monitoreados para descubrir la causa subyacente.

Si bien ciertos estornudos de perros no son motivo de preocupación, a veces los estornudos pueden ser un signo de una condición crítica.

Si tu perro tiene dificultad para respirar o si los estornudos también van acompañados de una secreción nasal espesa, sangre, hinchazón o fiebre, debes buscar tratamiento veterinario inmediatamente.

Cómo encontrar el veterinario adecuado para cuidar a su perro

Como puede ver arriba, es importante que tenga un veterinario que conozca y en quien confíe.

Cuando tiene un veterinario de confianza que conoce el historial y la salud general de su perro, es mucho más fácil averiguar qué está causando la enfermedad actual.

En ese caso, puede programar una cita rápidamente o incluso enviar un correo electrónico o llamar para preguntar por qué mi perro estornuda.

Para encontrar ese médico confiable, siga estos pasos.

1. Busque localmente

Y lo más importante primero: busque un veterinario cerca de usted. Si el cielo prohíbe que le suceda algo a su perro y es remotamente urgente, querrá poder llegar a la clínica en un corto período de tiempo.

Esto también es importante si necesita ausentarse del trabajo para ver a su veterinario. Ya es bastante difícil alejarse del trabajo, pero aún más si se tiene en cuenta el tiempo extra de conducción.

En general, las visitas al veterinario generalmente se planifican. Usted sabe cuándo se le harán las pruebas a su perro o si necesita vacunas.

Pero, como hemos aprendido a lo largo de los años, surgen cosas. Tu perro comió algo extraño y no se parece a él. Ves un crecimiento extraño y no puedes dejar de preocuparte. Su perro tiene un corte en la cara que necesita algunos puntos.

O, en este caso, necesitas saber por qué estornuda mi perro.

Si tu veterinario está más cerca, te facilitará mucho las cosas.

2. Leer reseñas en línea

Esta es probablemente una afirmación obvia, pero leer reseñas en línea es extremadamente importante como consumidor.

Y ahora hay más sitios que nunca con reseñas: Google, Yelp, Facebook, Angie’s List, etc.

Busque y vea lo que dice la gente sobre cada clínica que está viendo.

3. Solicite recomendaciones

Otro consejo útil es preguntar. ¿A dónde llevan sus vecinos a sus perros? ¿Qué hay de amigos, familiares y compañeros de trabajo en el área?

Si su perro está tomando clases de adiestramiento o asistiendo a una guardería canina, también pida la opinión de las personas de estas organizaciones.

Este es un gran método porque recibirá comentarios honestos y cualitativos que pueden ayudarlo a tomar una decisión.

4. Ejecuta una prueba

Una vez que encuentre una clínica veterinaria que le parezca adecuada, programe una cita para ver a su perro.

En esta consulta inicial, el veterinario evaluará la salud de su perro. Pero en realidad, también trabajará en su propia evaluación.

Cosas a considerar al averiguar si este es el lugar adecuado para usted y su perro:

  • instalaciones – Lo primero es hacer un inventario de la clínica. ¿Está limpio y cómodo?
  • Veterinario – Más importante aún, ¿qué opinas del veterinario? ¿Explicaron las cosas claramente? ¿Cómo fue tu actitud junto a la cama? ¿Cómo les respondió tu perro?
  • Equipo de apoyo – No es solo el veterinario lo que debes considerar. De hecho, pasará el mismo tiempo con el equipo de soporte, que incluye técnicos veterinarios, miembros del equipo de recepción, etc.
  • Servicio – ¿Cómo estuvo el nivel de servicio? ¿Es agradable el personal? ¿Fue fácil concertar una cita? ¿Cómo es la comunicación?

5. Confía en tu intuición

Como siempre, confíe en su reacción instintiva. Es más importante de lo que la gente cree.

Si tuvo una buena primera impresión de la clínica y el equipo y su perro respondieron bien, proceda de todos modos.

Si algo salió mal y la experiencia no fue la esperada, no tema buscar otras opciones.

Consejo adicional: encuentre un hospital de mascotas de emergencia

Mientras busca una clínica veterinaria estándar, es inteligente identificar también los hospitales veterinarios de emergencia en el área.

Este es un lugar al que acudir si su perro necesita atención de urgencia y no puede esperar a la próxima cita disponible con su veterinario habitual.

Si su perro tiene un problema grave que surge fuera del horario normal de oficina o durante el fin de semana, y sucederá, este es el lugar para ir.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts